miércoles, 6 de agosto de 2008

Ana en el país del croma, segunda parte

¿Es cosa mía, o los del Gilton se están empezando a dar cuenta de que tienen una joya entre manos que lo mismo presenta el PLOGLAMA que te da tonterías tronchantes para varias entregas de tomas falsas, que por cierto, oh casualidad, tienen más éxito que los propios programas normales?



No, si está claro que no son tontos los tíos con esto de explotarle la vis cómica... Así que está decidido: la próxima representación de MOTHS tendrá como antesala un CELEBRITIES proyectado de Vanessa. Y no hay vuelta atrás. Hala.
¡Decisión de dirección, maricón!

2 comentarios:

hectormelisandre dijo...

Esta tia es la caña!

Laura dijo...

Anita lleva puestas las pilas alcalinas superpower extra power todo el día, y así pasa que en cualquier momento se la pilla. Natural que es ella.






“(…) La ficción, es decir la obra de imaginación, no es lanzada contra el suelo como un guijarro, lo que tal vez sí ocurre con la ciencia; la ficción es como la tela de una araña, acaso sostenida del modo más ligero imaginable, y sin embargo sostenida de la vida por los cuatro costados. A veces tal vinculación es apenas perceptible. Las obras de Shakespeare, por ejemplo, parecen colgar de allí por sí mismas, sin ayuda alguna. Pero cuando se tuerce la tela, cuando se la levanta por una orilla, se la rasga por el medio, recordamos que esas telas de araña no las tejen en medio del aire criaturas incorpóreas, sino que son la obra de seres humanos que sufren y están atados a cosas groseramente humanas, como la salud, el dinero y las casas en que vivimos.”



-Virginia Woolf. “Una habitación propia”. Capítulo 3.