jueves, 5 de febrero de 2009

El significado de "partirse los cuernos"

Eso es lo que hemos hecho nosotros estos días en la sala. Luchar en todos los frentes, no dar por perdida ninguna batalla.

Gracias, Laura, porque eres lo más bonito que me ha pasado en esta cosa llamada teatro y en ese sitio llamado RESAD. Me diste el regalo más frágil y precioso que me han hecho nunca: tu aliento, tus palabras, tus obras (ya en plural, porque en el fondo ésta es la tercera).


Gracias a todos.

Mañana, el resto.

No hay comentarios:






“(…) La ficción, es decir la obra de imaginación, no es lanzada contra el suelo como un guijarro, lo que tal vez sí ocurre con la ciencia; la ficción es como la tela de una araña, acaso sostenida del modo más ligero imaginable, y sin embargo sostenida de la vida por los cuatro costados. A veces tal vinculación es apenas perceptible. Las obras de Shakespeare, por ejemplo, parecen colgar de allí por sí mismas, sin ayuda alguna. Pero cuando se tuerce la tela, cuando se la levanta por una orilla, se la rasga por el medio, recordamos que esas telas de araña no las tejen en medio del aire criaturas incorpóreas, sino que son la obra de seres humanos que sufren y están atados a cosas groseramente humanas, como la salud, el dinero y las casas en que vivimos.”



-Virginia Woolf. “Una habitación propia”. Capítulo 3.